26 enero, 2014
Escrito por José Ferrando

La reunión de los políticos y dirigentes empresariales más poderosos del mundo en el Foro Económico Mundial celebrado en la ciudad suiza de Davos esta semana pasada, ha dejado muchos interrogantes para el futuro y algunos tintes de esperanza para una zona Euro que ve la recuperación económica definitiva cada vez más complicada.

El nuevo fantasma para las economías europeas es la deflación, espoleado por los últimos datos de crecimiento del IPC interanual en las economías del sur de Europa.

En uno de los debates del Foro de Davos, el presidente del Banco Central Europeo Mario Draghi, aseguró que la expansión monetaria mediante la compra de activos es uno de los instrumentos que la institución europea está preparada para utilizar en caso de que la deflación salpicara a la moneda única.

Además, Draghi aseguró que a medio y largo plazo los tipos de interés de la zona euro se mantendrán estables, o incluso más bajos. Sin embargo, en la actualidad, el precio del dinero en los países con el euro se sitúa en mínimos históricos del 0,25%, por lo que el BCE tampoco cuenta con demasiado margen para bajar los tipos de interés.

Por otra parte, el Banco Central Europeo volverá a ofrecer préstamos a largo plazo para las entidades bancarias europeas. Estas inyecciones de financiación serán iguales que las realizadas a en el paso de 2011 a 2012, y se darán a condición de que el dinero fluya hacia créditos otorgados a empresas y particulares.

Christine Lagarde, directora del Fondo Monetario Internacional, declaró en otro de los foros que una baja inflación en una economía es motivo de recesión, por lo que los últimos datos de los países del sur de la zona euro deberían ser un aviso de lo que hay que cambiar para no lastrar durante más tiempo la recuperación económica.

En esta misma línea, Mark Carney, gobernador del Banco de Inglaterra, también dijo que los tipos de interés no iban a incrementarse a medio ni a largo plazo, pero que en cualquier cuestión, si eso sucedía sería de una manera gradual y poco traumática para los mercados.

Añade el primer comentario !

Escribe una respuesta