31 diciembre, 2013
Escrito por Jaume Navarro

El mercado laboral español termina 2013 destruyendo el trabajo de calidad y estable mientras aumenta el precario. Asimismo, viendo la destrucción de puestos de trabajo y la improbable mejora en un futuro próximo del mercado laboral, los trabajadores españoles se deciden por el trabajo por cuenta propia.

España es el país que más autónomos produce de Europa, aumentando a un ritmo de 54 autónomos al día.

Las dificultades de la economía para generar empleo de calidad y estable, reforzado con las medidas que aprueba el Gobierno encaminadas a la precarización laboral, están llevando a muchos trabajadores a probar suerte con el autoempleo.

Este fenómeno del autónomo español no solo viene descrito por la búsqueda de una nueva vía de encontrar empleo, sino que el mercado laboral demanda en la actualidad este tipo de empleo.

Al asistir a una entrevista de trabajo, los parados españoles reconocen escuchar que dentro de sus condiciones laborales está la de trabajar como autónomo. Y es que las empresas utilizan esta figura del autoempleo para recluir nuevos integrantes en sus plantillas, a pesar de que a efectos oficiales no pertenezcan a la misma.

Sin embargo este crecimiento del autónomo no está mejorando la situación del mercado laboral, debido a que en su mayoría de casos, como definíamos anteriormente, se realiza esta tipología contractual a la hora de contratar nuevo personal. Así es que la contratación indefinida sigue estando amenazada con caídas registradas del 22,5% hasta noviembre.

La utilización de la figura del autónomo por parte de las empresas está cada vez más fomentada por el Ejecutivo que una de sus reformas redujo la cuota a la Seguridad Social de autónomo para menores de 30 años a 50 euros.

A pesar de la gran cantidad de nuevos contratos como trabajadores por cuenta propia, la estabilidad de esos contratos no está tan asegurada, ya que estos autónomos dependen, al igual que el 80% de la economía española, de la demanda interna, que se encuentra estancada y no tiene perspectivas de mejora si no aumenta el poder adquisitivo de los trabajadores.

Según publica Eurostat, entre junio de 2012 y 2013 el número de trabajadores por cuenta propia llegando a 3 millones. Se convierte así en el tercer país de Europa donde más crece este colectivo por detrás de Holanda y Bélgica.

Falsos autónomos

El INE en 2009 contabilizó en 151.000 la cifra de falsos autónomos, que se declaraban como independientes pero tenían condiciones similares a los asalariados.

Asimismo el Eurostat ha informado que para 2012 y 2013 España es el país de la Unión Europea donde más ha aumentado el número de autónomos sin empleados a su cargo, donde se encuentra el colectivo de los falsos autónomos.

Precariedad laboral

Desde el Gobierno existe una incentivación hacia el trabajo precario, ya que la preocupación por parte del Ejecutivo es disminuir la cifra de parados sea con las condiciones que sea.

Y por ello se están aprobando medidas como el despido gratis durante un año en contratos indefinidos tanto a jornada completa como parcial, bonificaciones y ventajas para los contratos de prueba, en prácticas y a tiempo parcial.

Esta intensificación de la precariedad laboral se está traduciendo a la realidad, que en el último informe que publicaba el Ministerio de Empleo ya registraba la consecución de tan solo un 7% de contratos indefinidos, frente al 93% de contratos precarios.

Añade el primer comentario !

Escribe una respuesta